Google ni siquiera notificó anticipadamente a sus empleados sobre el cierre de Stadia

  Reading time 6 minutes

El anuncio del cierre de Stadia no causó mayor sorpresa al público general, que, tarde o temprano, esperaba una conclusión de este tipo. Sin embargo, la noticia sí dejó perplejos a los desarrolladores que planeaban lanzar sus juegos en la plataforma en los próximos meses, y hasta a los propios empleados de Google. ¿Por qué? Porque la compañía ni siquiera les notificó la determinación con anticipación.

Según recoge Kotaku, los trabajadores de Google a cargo de Stadia se enteraron del fin de la plataforma casi al mismo tiempo que la noticia se hizo pública. Mientras que el caso de los estudios que preparaban títulos para el servicio en la nube fue todavía peor, puesto que conocieron la situación directamente de la prensa, con base en la publicación de Phil Harrison en el blog de la compañía.

En Reddit, un empleado de la firma de Mountain View expresó su enfado con respecto al modo que se les informó sobre la decisión. «Un (ahora creo que ex) ingeniero de Stadia aquí. Ninguno de nosotros sabía que esto pasaría y así fue como Phil [Harrison] nos lo anunció a todos esta mañana, a las 8:30 PT: ‘DISCULPEN POR EL CORTO AVISO’. Nunca más trabajaré en nada con lo que él esté asociado», publicó en el subreddit oficial de Stadia.

El mismo usuario compartió una captura de pantalla de la invitación a la reunión en la que se les notificó el cierre de Stadia. La misma solo decía que se darían a conocer «actualizaciones importantes» sobre la plataforma de juegos en la nube.

También ganó rápida relevancia un tuit de Peter Elst, un ingeniero de software de Google basado en Irlanda. «Es una experiencia extraña comenzar tu día de trabajo y darte cuenta de que la función en la que has estado trabajando durante más de 6 meses y que lanzarías pronto ya no es relevante. Por lo menos, pone las cosas en perspectiva, hacia adelante y hacia arriba», escribió.

Si bien no hizo mención directa a Stadia, el timing de la publicación fue bastante elocuente. Al parecer, Google estaba trabajando en nuevas herramientas para desarrolladores que prometían interesantes novedades. Consultado sobre si alguna vez sería posible ver o conocer de qué se trataba, respondió: «Desafortunadamente, [no era] nada muy emocionante para la comunidad, pero habría sido una buena característica para los desarrolladores».

El cierre de Stadia es un dolor de cabeza para los estudios de videojuegos

Los estudios que trabajaban en juegos para Stadia se enteraron de la determinación a través de la prensa y el blog de Google. La decisión fue un baldazo de agua helada, considerando que muchos tenían lanzamientos pautados para los meses finales de 2022, así como para 2023. Títulos que ahora no verán la luz en la plataforma de juegos en la nube desarrollada en Mountain View.

Tengamos en cuenta que, si bien el servicio seguirá disponible hasta el 18 de enero del año próximo, Google ya cerró la tienda de Stadia. Esto significa que los jugadores ya no pueden realizar nuevas compras, y que los desarrolladores tampoco pueden sumar sus videojuegos al catálogo.

Brandon Sheffield, de Necrosoft Games, fue uno de los que expresó su desazón al respecto. «Sé que todos se están divirtiendo mucho riéndose de esto, pero Stadia ofrecía los mejores ingresos para desarrolladores de cualquier servicio de streaming, y lanzar Hyper Gunsport allí iba a recuperar nuestros costos de desarrollo. Lo presentaríamos en noviembre y ahora estamos en una situación más complicada», explicó.

Lo que menciona Sheffield tiene sentido, considerando que Google les pagaba a los desarrolladores según el porcentaje de tiempo jugado por los suscriptores de Stadia Pro. Una determinación bastante lucrativa para los estudios y que rompía los esquemas de los repartos de ingresos tradicionales.

Una plataforma que se volvió de mucha ayuda para grandes desarrolladores

Kotaku ha recopilado varios testimonios y publicaciones de desarrolladores que ahora ven sus planes afectados por la situación. Incluso menciona el caso de Bungie, el estudio tras Destiny, que ahora pertenece a PlayStation, que había adoptado Stadia como herramienta para realizar pruebas sobre sus juegos directamente desde la nube. Algo que resultó vital para mantener el flujo de trabajo durante los bloqueos por la COVID-19 que empujaron a la industria al teletrabajo.

«Antes de comenzar a usar Stadia, enviábamos nuestras compilaciones internas, que son ENORMES, a cada estación de trabajo que la gente se llevaba a casa. Cientos de transferencias de un gran conjunto de archivos, varias veces a la semana. Con Stadia, en cambio, era una única carga», explicó el diseñador Max Nichols.

El cierre de Stadia es el punto final largos meses de rumores en torno a su futuro. Un servicio que hacía rato había perdido prioridad dentro de Google, especialmente entre sus directivos. «Internamente, hay muchas personas a las que les encantaría que siguiera funcionando, por lo que están trabajando muy duro para asegurarse de que no muera. Pero no son las que escriben los cheques», dijeron empleados de la compañía a comienzos de este año.

1 comentario en «Google ni siquiera notificó anticipadamente a sus empleados sobre el cierre de Stadia»

Deja una respuesta